OBSTACULOS A LA CURACIÓN

corsa_ad_ostacoli++++++ 

OBSTACULOS A LA CURACIÓN
Autor: Dr. Horacio De Medio
Médico veterinario.
Profesor titular de Veterinaria Homeopática de la AMHA.
Trabajo presentado en las 3eras. Jornadas de Veterinaria Homeopática AMHA. -Junio1999-.

Resumen
Se presenta un caso típico, en el cual una práctica higiénica excesiva, coadyuva al desarrollo de una patología dérmica y se
” instala” como un verdadero obstáculo a la curación.
Este concepto fue descripto originalmente por Hahnemann en su Organón, en los párrafos 94, 252 y 260 entre otros.
Se presentan variantes actuales de posibles obstáculos a la curación de aparición frecuente en la clínica de pequeños animales domésticos.

Introducción
Noel es un canino, macho raza maltés blanco, de 5 años de edad que el 16 de mayo de 1997 fue presentado a consulta por presentar una dermatitis eritematosa inespecífica, marcadamente pruriginosa, afectando sobremanera las zonas del abdomen ventral, ingles, axilas, cuello y escroto. (FOTO 1).
Sufría de este trastorno en forma intermitente, desde dos años atrás. Había sido tratado con pomadas con corticoides y antibióticos sin resultado apreciable. Últimamente- por indicación de un colega- lo bañaban día por medio con un champú con base de aceite de jojoba.
Cuatro meses antes de la consulta, un colega homeópata lo había medicado con Sulphur 30 obteniendo una cierta mejoría, de carácter transitorio.
Para su abordaje homeopático, luego de una extensa anamnesis, se seleccionaron los siguientes síntomas individuales de Noel: Cobardía.
Erupciones suprimidas.
Terror al baño.
Baño-Lavarse, agrava.
Baño caliente, agrava.
Verano agrava.
Deseos de dulces.
Erupciones en region inguinal.
Erupciones en pecho.
Erupción en cuello.
Prurito en cuello.
Sarro dental.
Deseo sexual aumentado.
Prurito en escroto.

Esta selección de síntomas, llevados a la repertorización computada, arrojaron el siguiente cuadro:

 

Analizados exhaustivamente los primeros 10 medicamentos ranqueados, se optó por sulphur, elección reforzada, como se verá, por la repertorización selectiva de los síntomas con marcación miasmática, con claro predominio de la psora y mayoritariamente cubiertos ,también por sulphur.

Sintomas con marcación Miasmatica
Piel, erupciones suprimidas
Generalidades, baño, aversion a, terror al
Generalidades, baño, lavarse, AGR
Genitales masculinos, deseo sexual aumentado
Genitales masculinos, prurito, escroto

Repertorización selectiva

 

La elección de este medicamento estaba respaldada -además- por el antecedente positivo de su buena reacción a Sulphur 30. En concecuencia el día 16/05/98 se prescribió Sulphur 200, tres microdosis en glóbulos, de un gramo cada una, espaciadas 12 horas entre sí.

Además- y fundamentalmente- SE LE PROHIBIÓ TODO TIPO DE BAÑO POR TRES SEMANAS.

Evolución
02/06/97: Muy mejorado: (FOTO 2). Solo se percibe una aureola de un eczema seco en región de abdomen ventral. Se indica Psorinum 200, ½ gotero diario por una semana y luego una dosis de ½ gotero semanal por mes.

05/11/97: Muy mejorado, prácticamente no hay lesiones en piel. (FOTO 3).
Sólo ocasionalmente hubo accesos de prurito en cuello y algo menos en ingle.
Han discontinuado los baños y ahora lo hacen cada 4 meses. El aspecto de su manto piloso es absolutamente normal, lo mismo su olor. Había presentado trastornos de encías y odontolitiasis por la que había sido intervenido cuatro meses atrás.
Teniendo en cuenta estos antecedentes dentarios y su aparente tendencia a una recidiva cercana, se le prescribió Psorinum 200, tres microdosis en glóbulos, de un gramo cada una, espaciadas 12 horas entre sí. A la semana de ésta prescripción, se indicó Carbo Vegetabilis 30, 10 glóbulos, diariamente, durante 1 mes.

09/03/98: (FOTO 4): Muy buen estado general y en particular su piel y manto con el aspecto de total normalidad. Hace dos meses que no lo bañan y sólo recibe un cepillado suave como único acicalamiento. Se indica Psorinum 200, tres microdosis en glóbulos de 1 gramo cada una, espaciadas cada 12 horas entre sí.

04/06/98: Muy buen estado general. Sin medicación.

06/01/99: idéntico estado anterior. Sin medicación.

15/03/99: Idéntico estado que en enero 99. A pesar del calor reinante (temperaturas diarias medias de 33 grados C aprox.) lo bañaban espaciadamente y sólo con agua, sin ningún tipo de jabón o champú.
Queda sin medicación.

Comentarios
Este simple caso me sirve en realidad de excusa para llamar la atención sobre un tema muchas veces no teniendo en cuenta lo necesario. Me refiero a los llamados OBSTACULOS A LA CURACION. En efecto, Hahnemann en los parágrafos 94 y 252 se refiere a este tipo de factores de perturbación.
En el 94 intenta encontrar los elementos etiológicos favorecedores o mantenedores de enfermedades, incluyendo -siempre según Hahnemann- las circunstancias en su vida de hogar, régimen de vida y DIETETICO, factores que- a veces; en sí mismos- son causas de enfermedades y otras, verdaderos OBSTACULOS A LA CURACION.
En el parágrafo 252 dice claramente: ” Si el remedio bien elegido, dado a la dinamización correcta, no consigue una mejoría, este hecho es indicado seguro de que hay UN OBSTACULO A LA CURACION, ya sea en el género de vida del enfermo o en su medio ambiente. La conducta a seguir es APARTAR ESE OBSTACULO para que la curación llegue a ser permanente”.
Hoy en día, en la realidad más habitual de nuestros pacientes, podemos ver algunas circunstancias de este tipo y será nuestra obligación inducir su modificación si pretendemos que el medicamento- bien elegido- pueda actuar correctamente.
Sólo a manera de ejemplos y dejando amplio espacio para futuros agregados de la experiencia colectiva, éstos son algunos de los más comúnmente vistos:

* Dueños fumadores: agravantes para un animal con alguna enfermedad respiratoria aguda o crónica como EPOC, neoplasias pulmonares, cardiopatías, traqueítis crónica, asma felina, síndrome de Pickwick o bronquitis crónicas entre otras muchas. Todo esto es peor aún, en un paciente añoso. Hay algunos informes de Rx. de tórax que revelan detalladamente esta eventualidad.
El humo del tabaco acumulado excesivamente en el ambiente, además de atentar contra la salud del animal, puede- como tantas otras sustancias aromáticas- inutilizar las dinamizaciones homeopáticas en uso.

* Dueños muy medicados (ellos): Que con gran discrecionalidad y espontaneísmo medican a su mascota ante cualquier cosa. (Desde aspirinas hasta sedantes, antiespasmódicos, pseudo-protectores hepáticos -Hepatalgina- antivomitivos o jarabes para la tos, remedios florales, aplicaciones locales de aloe vera o pomada “átomo” y un larguísimo etcétera). Los efectos de estas prescripciones caseras van desde intoxicaciones hasta verdaderas supresiones.

* Hábitos sedentarios de la mascota. Situación crítica en obesos en general y en felinos castrados mayores de 6 años, en ciertos tipos de artropatías, o en pacientes con antecedentes de SUF o discopatías dorsolumbares. Muchas veces se acompaña de ítem siguiente:

* Habitats sin sol, sin aire, con aire acondicionado, condiciones ambientales de gran importancia en la génesis y mantenimiento de atopías y diversas patologías respiratorias.

* Dueños obsesivos con el frío, viven preocupados al máximo por esta condición climática y así abrigan al perro o gato- no importa cuan velludo sea su manto- con poleras, pullóveres y mantas y/o capas para lluvia, los mantienen siempre con losa radiante o con estufas prendidas aún en verano!

* Otras obsesiones frecuentes, son las lágrimas artificiales y todo tipo de colirios que le colocan- rutinariamente- a los ojos de algún gato o perro sin razón alguna. Abunda esta desviación en dueños con problemas oculares o usuarios de lentes de contacto.

* Dueños obsesivos con el “olor a perro” , son personas que confunden permanentemente la supuesta necesidad de higiene de su perro, con la sensibilidad olfatoria de ellos (de los dueños). De allí se derivará la justificación de baños tan frecuentes como puedan (como el caso que acabamos de ver…) y combinado- si el canino colabora – con la limpieza de oídos con alcohol o alcohol boricado, seguido de una intensa comprensión de sus glándulas anales!
Esta obsesión “olfatoria” de estos dueños, suele complementarse con la ayuda de una gran variedad de sahumerios, desodorantes ambientales y hornitos de esencias aromáticas que no sabemos- si realmente pueden alterar o no- nuestros medicamentos dinamizados.

* Irregularidades en la dieta, o gran facilidad para las transgresiones alimentarias de la mascota. Se presenta frecuentemente esta situación en núcleos familiares con niños de corta edad o abuelos muy mayores, quienes por ignorancia, descuido y/o picardía “comparten” parte del alimento humano con la mascota.
La justificación verbalizada de tal conducta es ” total, este pedacito que la va a hacer…”
Estas conductas inadecuadas ” de su vida de hogar”, diría Hahnemann, pueden adquirir rango de obstáculos a la curación en síndromes de mala absorción intestinal, pacientes con intolerancias o alergias alimentarias o simplemente en pacientes con episodios frecuentes de vómitos y/o diarreas.

Conclusiones
Las conclusiones parecen casi obvias. Todos conocemos por doctrina y experiencia el poder curativo- a veces espectacular- de los medicamentos homeopáticos. En muchas oportunidades- aún en las condiciones sanitarias más adversas y desfavorables- cuando la cura era inesperable o altamente improbable, el medicamento bien elegido ha obrado maravillas. Pero también, seguramente, a menudo, no hemos llegado a buen puerto terapéutico. Convendrá entonces releer sin más estos ilustrativos y prácticos parágrafos del Organón (además repasar los Nros. 7, 94, 208, 240, 252 y 260) antes de rendirnos al fracaso. Convendrá también recordar que somos profesionales universitarios del arte de curar y que no es bueno ni correcto atribuir a nuestros medicamentos dinamizados poderes omnímodos o mágicos, capaces de enfrentar triunfantes, cualquier universo energético circundante a nuestros pacientes. Con que logren recomponer su Energía Vital alterada- “eso que llamamos enfermedad”- será más que suficiente. Y maravilloso.

 

 

Administración y programación: El Barto Diseño Web